Search the news archive:
 
Vuelta Stage Three Official Notes
 
By Podofdonny
Date: 9/9/2002
Vuelta Stage Three Official Notes
 

Cipollini

After fourteen years my first victory in the Vuelta has a special flavor.”

“I hope the Vuelta allows me to arrive under good conditions to the Championship of the World in Belgium.”

“I have worked hard during a hundred days to end up in form to dispute the Vuelta.”

At last. Mario Cipollini, one of the best sprinters in the history of cycling has needed 13 seasons as a profesional rider and three Vueltas to get his first stage win in the Spanish race.

He has got it in the third stage, between San Vicente del Raspeig and Murcia, after having covered 134.2 completely flat kilometres, under a burning sun. The only rider who has dared to attempt a breakaway today has been the Belgian rider Van Goolen. But for the rest, the stage has been quite calm. At the 4 kilometre mark, five riders started the first breakaway of the day. The presence of Tauler and Zarrabeitia, both placed in a very good position overall, made Johan Bruyneel send his men to the head of the main group. At the 17 kilometre mark, four of the five riders ahead were bridged up by the following bunch and the Domo-Farm Frites rider, Van Goolen, , was alone at the very top of the race.

The brave rider up was able to build a gap quite easily and when he was around the 47 kilometre Van Hoolen reached his maximum difference: 7 minutes and 15 seconds with the big group. Then, Mapei, Acqua&Sapone and ONCE-Eroski decided to change the lazy attitude of the peloton. Van Goolen´s lead decreased step by step and when he reached the 88 kilometre mark, he was bridged up by the hungry group, controlled by the sprinter´s teams. Mario Piccoli, Victoriano Fernández and Dave Bruyladts were the first riders to reach the sprint of El Raal. 11 kilometres later, Sachi, Bramati and Noe were the ones to do the same at Monteagudo.

On the last stretch, Acqua&Sapone controlled and prepared the arrival. Their leader, Cipollini, did not disappointed anyone and was able to beat quite easily his country fellow Petacchi, Erik Zabel and Oscar Freire. Joseba Beloki, will dress the Gold Jersey, at least, for another day.

Tomorrow, fourth stage of Vuelta a España between Águilas and Roquetas de Mar, a total of 149.5 completely flat kilometres

The Osvaldo Menéndez Report

If one Vuelta a España becomes a fact in history, that means that historical facts must happen in the its course. The first one of this facts came with the 23 teams taking part in the Spanish race. The second one turned up yesterday with the remarkable sprint we could witness. Mario Cipollini was able to add to his list of triumphs, his first stage win in Vuelta a España. It could seem strange that a rider who got a stage win in Le Tour 1989 and another one in Il Giro 1993, did not have stage triumph in Vuelta a España. But the third day of La Vuelta, that took the riders from San Vicente del Raspeig to Murcia, had the Italian rider Cipollini as main protagonist.

The "Lion King" was to quit cycling. After winning six stages in the last edition of Il Giro, he announced his retirement. Not taking part in Le Tour made him feel a bit depressed. He even thought that the most sensible thing would be to quit cycling. But a very suitable world championship and Vuelta a España put him back into action.

He was missing a stage win in the best of the Spanish races. He had won in Aragón, Valencia, Mallorca and Catalonia. He had showed his power in every single race, but he lacked Vuelta a España. That is why his victory in the streets of Murcia will be remembered for ever.

The stage did not show many difficulties, just the unbearable heat and the speed in the last stretch. ONCE-Eroski did not have any problem in controlling the race. When the Italian riders decide to take control, they let them do. From his leadership position, Beloki made do with watching the sprint from behind.

Although during the last five kilometres, the speed was a danger for everyone, the group was getting larger every time. The Acqua&Sapone squad imposed their rhythm and scorted their leader to the last 150 metres. There, he was alone, but in the middle of the lane. This is an unbeatable position for Cipollini and achieved his deserved triumph quite easily. He left behind him great riders such as Petacchi, Zabel and Freire.

In this way, the great Mario wrote his name in the history books of Murcia for ever. Another brilliant protagonist today was the Belgian rider Jurgen Van Goolen who broke away from the group at the 17 kilometre mark, but, who had to give in when he was approaching the 88 kilometre, despite having had an advantage of more than seven minutes. Now, no one will let an adventurer to be given the awards that a real final winner deserves.

Abandons = None today

Por fin. Mario Cipollini!

Por fin. Mario Cipollini, uno de los mejores sprinters de la historia del ciclismo, ha necesitado 13 temporadas como corredor profesional y 3 participaciones -4 con la presente- en la ronda española para hacerse con su primera victoria en la Vuelta Ciclista a España.

Lo ha conseguido en la tercera etapa, disputada entre San Vicente del Raspeig y Murcia sobre un recorrido de 134,2 kilómetros completamente llanos y bajo un sol y un calor de justicia que han hecho que únicamente el belga Jurgen Van Goolen se atreviese a intentar una cabalgada que desde el principio parecía imposible debido a los importantísimos intereses que los equipos con velocistas defendían en esta jornada. Como decimos la etapa ha sido tranquila. En el kilómetro 4 cinco corredores han iniciado lo que sería el embrión de la escapada del día. Los españoles Juan Carlos Guillamón (Campeón de España), Toni Tauler y Mikel Zarrabeitia acompañados del italiano Elio Aggiano y el belga Jurgen Van Goolen han abandonado la disciplina del pelotón. La presencia de Tauler y Zarrabeitia , ambos muy bien situados en la clasificación general, hizo que Johan Bruyneel mandara a sus efectivos a comandar las labores de caza en la cabeza del pelotón. En el kilómetro 17 cuatro de los cinco hombres escapados eran engullidos por el gran grupo y Jurgen Van Goolen, del Domo-Farm Frites, se quedaba solo en cabeza.

El escapado consiguió abrir hueco muy rápidamente y en el kilómetro 47 Van Goolen alcanzaba su máxima diferencia con una renta de 7 minutos 15 segundos sobre el gran grupo. En ese momento los Mapei, Acqua & Sapone y Once-Eroski decidieron, aunque sin muchas ganas en un principio, a sacar al pelotón e su apática actitud. La ventaja a partir de ese momento menguó lenta, pero continuamente. Un kilómetro más tarde, en el Sprint Intermedio de La Mata, Van Goolen aventajaba en 6:37 a Jan Schaffrath y Rubén Lobato que, por ese orden, daban tiempo al pelotón.

Fue también una jornada con varias caídas. Nicolas Portal, Bram Tankink o José Luis Rebollo son algunos ejemplos de ciclistas que dieron con sus huesos en el suelo.

En el kilómetro 88 Jurgen Van Goolen era neutralizado por un pelotón controlado por los equipos con opciones en el sprint. Mariano Piccoli, Victoriano Fernández y Dave Bruyladts circulan, por ese orden, por el Sprint Intermedio de El Raal y 11 kilómetros más tarde, en el Sprint Intermedio de Monteagudo lo harían Fabio Sacchi, Davide Bramati y Andrea Noe. En la fase final de la etapa fue el Acqua & Sapone el encargado de controlar y preparar la llegada. Su líder, Mario Cipollini, no defraudó y se impuso sin demasiada dificultad a Alessandro Petacchi, Erik Zabel y Oscar Freire. Joseba Beloki, por su parte, continuará portando el jersey oro una jornada más.

Mañana se disputa la cuarta etapa entre Águilas y Roquetas de Mar sobre 149,5 kilómetros completamente llanos por lo que su guión debería ser un calco del vivido hoy.

Osvaldo Menéndez

En una Vuelta que puede hacer historia por su espectacularidad han de producirse hechos históricos. El primero llegó con los veintitrés equipos que tomaron la salida en Valencia. La segunda se presentó ayer en forma de sprint. Mario Cipollini consiguió introducir en su brillantísimo palmarés su primera victoria de etapa en la Vuelta a España. Resulta curioso que un ciclista que ya en 1989 consiguió ganar una etapa en el Giro de Italia y que en 1993 logró también su primera en el Tour de Francia no tuviera una de la Vuelta que llevarse a su agenda personal. Pero llegó la tercera jornada de la Vuelta, que llevó a los ciclistas de San Vicente del Raspeig a Murcia, y apareció la figura inconfundible de Cipollini y su primer triunfo.

El "rey León" iba a dejar la bicicleta. Tras ganar seis etapas en el pasado Giro de Italia, anunció su retirada. El no participar en el Tour le desmoralizó. Pensó que lo mejor era dejarlo todo. Pero un Campeonato del Mundo hecho a su medida y la Vuelta a España le devolvieron al ciclismo activo y al gran espectáculo del sprint.

Esa reflexión fue muy buena para la Vuelta. Además, Mario Cipollini tenía una deuda con él mismo. En un palmarés incomparable no figuraba la mejor de las rondas españolas. Había ganado en Aragón, Valencia, Mallorca y Cataluña. Había paseado su poderío por todas las pruebas, pero no había tenido fortuna en la Vuelta. Por ello, su victoria en las calles de Murcia será recordada siempre.

La etapa no presentó muchas dificultades. Tan sólo el calor y la velocidad del tramo final. El equipo Once-Eroski no tuvo problemas para controlar la prueba. Cuando los italianos decidieron cargar con la responsabilidad de la llegada masiva, se dejaron llevar. Desde su posición de líder, Joseba Beloki se conformó con ver el sprint desde lejos.

Aunque en los últimos cinco kilómetros la velocidad hacía peligrar la integridad de casi todos los que formaban el inmenso grupo, en los tres últimos el grupo se fue alargando. Los blanquinegros del Acqua&Sapone impusieron la ley del más fuerte y llevaron a Cipollini hasta la línea de los últimos ciento cincuenta metros. Allí, Cipollini se quedó solo, pero en la parte central de la calzada. En esa posición y en ese terreno, Cipollini no tiene enemigos. Ganó sin despeinarse ante la presión de Petacchi y Zabel, y ni siquiera alzó los brazos para confirmar su victoria.

De esta forma, el "Bello Mario" terminó un día de calor y dejó su nombre para siempre en la ciudad de Murcia.

El protagonista de la etapa fue el belga Jurgen Van Goolen, que se escapó del control del grupo en el kilómetro 17, pero que tuvo que rendirse en el 88, a pesar de disponer de una ventaja superior a los siete minutos. En estos momentos, nadie está dispuesto a permitir que un aventurero se lleve las flores que el ciclismo tiene preparadas para los que vuelan en el tramo final, donde ruge el público y suenan las palmas.

 
Related Articles
Preview of Vuelta Favourites: Introducing Roberto Heras
Vuelta Stage One Official Notes
Vuelta Stage Two Official Notes

Copyright © 2002-2011 by Daily Peloton.
| contact us |